domingo, 22 de abril de 2018

Estoy en camino

Deshecho pensamientos negativos, les pongo miel y los revuelvo. Los tomé como si fueran una servilleta, los arrugue y los tire lejos. Ahora soy una estrella que cae del cielo con la esperanza de dejar su estela por donde quiera que vaya, sin importar que tan fuerte vaya a ser el golpe final. Libre como el diente de león y suave como el agua. Al igual que las palabras.

Veo el sol en cada día sin pensar en todo lo malo. Corro colectivos como si fuera parte de mi rutina. Me cuido a mi misma como si me pagaran para hacerlo. Y al final de cuentas, termino recibiendo recompensa. No escribo para nadie, ya ni siquiera para mi misma. Solo estoy corriendo.

La lluvia cae y me empapo. Todo parece oscuro. Otro día será mejor. Y lo va a ser.

No importa cuanto esfuerzo lleve, lo voy a lograr. Lo que sea que me proponga, porque nunca me rindo, porque no escucho a nadie más que a mi misma, porque sé a dónde voy. Aunque aun no sepa como voy a llegar, estoy en camino y cada vez más cerca.

Este nuevo año son 365 oportunidades nuevas que estoy preparada para aprovechar, una por una.

Imagen de purple, neon, and quotes
Si no es bueno, entonces haz que sea bueno.

cumplir metas y sueños, emprender, cambiar las cosas
Compartir en Pinterest

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Shasmine Cianne



Acá podrán encontrarme siempre como Shasmine Cianne, La Frankestein Cibernética (así, mal escrito) pero en vida personal soy solo Yazmin.

No podría vivir sin escribir. Mi vida es así, la escritura está en el centro y todo lo que pase por fuera de eso gira a su alrededor. Al principio me daba mucho miedo que me leyeran pero luego al armarme un blog entendí que es el compromiso de un escritor que sus palabras se lean. Solo si me leen mis escritos cobran sentido, sino son solo pedacitos de información encriptada en medio de todo el Internet.