sábado, 22 de marzo de 2014

La espantapájaros (tinta fresca)

La espantapájaros

Decido salir, no me quiero ocultar nunca más. Me paro e intento de aprender a caminar otra vez. Un pie primero…Luego el otro… hace tanto que no camino que me había olvidado de lo difícil que es.

 ¡Perdóname, es demasiado! La cabeza está a punto de explotar. Voy a caer y la gente se reirá.

Como lo había adivinado, caigo y deseo que nadie lo haya visto. Pero es inútil, todos están aquí. Espero a que algo pase, tirada en el piso como una paloma muerta.

No pasa nada.

La gente a mi alrededor se burla y me lleva de un lado a otro, rasgándome las prendas y los cabellos.

Lo intento otra vez, trato de demostrarles que puedo caminar como ellos, pero las alas siguen queriendo volar y no quieren quedarse en el piso. Mi corazón quiere salir volando, pero es peligroso, a las personas normales no les gustará.

Ya es tarde. Mis pies comienzan a flotar, me desato del suelo y soy libre. Salgo disparada hacia adelante impulsada por mis raras extremidades y las personas a mi alrededor comienzan a asustarse, a gritar y a dispersarse.

Un hombre de ojos verdes y brillantes me lanza una flecha, la esquivo pero me quedo inmóvil mirándolo. Reconozco esos ojos.

Me traicionaste, cazador.

Se va corriendo arrepentido, estuvo a punto de matarme pero no deseaba hacerlo. ¿Aun me amas, cazador? ¿Recuerdas cuando eramos amigos? ¿Me vas a dejar ir?

Se da cuenta del error y como puede intenta de detener al ejercito que viene a atraparme pero no lo logra, queda en el piso mientras yo debo escapar muy lejos…y no pensar en regresar…

-       -  La espantapájaros se escapa! – gritaba la población señalando mis extrañas alas y mis silueta disparatada, persiguiéndome hasta las profundidades del bosque.

Al llegar al acantilado, las personas se detuvieron y regresaron cautelosos bajo las estrellas. Pero todavía no me sentía a salvo. No lo estaba.

Me escondí en la copa de un árbol y el frío fue consumiendo mis sueños hasta dejarme vacía. Lo ultimo que pude ver fue al cazador cubriéndome con su capa intentando de devolverme a la realidad. Lamentablemente, mi alma ya había sido liberada y se había escapado por los túneles de algún recuerdo ajeno.

Ojalá hubiera podido abrazarlo allí, solo una ultima vez.

Shasmine Cianne

   





4 comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Shasmine Cianne



Soy una escritora y blogger freelance con más de 4 años de experiencia. He concurrido a talleres de escritura y he aprendido conceptos básicos de edición de fotografías, diseño web y estrategias de Marketing Digital. Además, soy una estudiante universitaria de Diseño Gráfico en la Universidad de Buenos Aires.